Más de 700 profesionales apuestan por la construcción de jardines verticales en ciudades 

Como formador de creadores de jardines verticales, Ignacio Solano cuenta ya con más de 700 alumnos repartidos por todo el mundo. Un gran grupo de profesionales que forman parte de una red mundial de constructores de Ecosistemas Verticales a nivel internacional que, aplican sus conocimientos en ecología urbana, y dotan a las ciudades de nuevos espacios verdes perdurables en el tiempo. Una tendencia en alza que muestra el interés por hacer las ciudades más habitables, integrando la naturaleza a la vida diaria de sus ciudadanos. Aunque se trata de una demanda a nivel mundial, Latinoamérica es la zona que más está apostando por este tipo de formación.

Con más de 400.000 metros cuadrados de jardines verticales realizados en diversos países del mundo, el biólogo Ignacio Solano, ha impartido una vez más el Curso Profesional de Diseño y Construcción de Jardines Verticales, esta vez en Ciudad de México y en Buenos Aires. El objetivo de estos dos seminarios ha sido transmitir los conocimientos adquiridos durante años de trabajo e investigación, y lograr que los alumnos sean capaces de llevar a cabo sus propios proyectos. El curso de México se ha desarrollado del 2 al 6 de abril y el de Argentina del 9 al 13 de abril.

Ambos cursos han tenido una duración de cinco días y los alumnos han adquirido las nociones necesarias para llevar a cabo cualquier iniciativa de jardinería vertical. Además, también se les ha enseñado cómo hacer uso del sistema de construcción de Ecosistemas Verticales, desarrollado y patentado por Paisajismo Urbano, empresa líder del sector.

Arquitectos, profesionales de la construcción, del paisajismo o de la jardinería, diseñadores de interiores, decoradores o biólogos han sido los alumnos de estos cursos.

El experto en interacciones biológicas y fundador de Paisajismo Urbano, Ignacio Solano, es un apasionado del trabajo de investigación. Desde hace 14 años está visitando selvas tropicales de todo el mundo, y en estos recónditos lugares es dónde surgió un nuevo concepto que va más allá de los jardines verticales: los ecosistemas verticales. Este sistema es el resultado de la observación y el estudio de los procesos y simbiosis interespecíficos que existen entre flora y microfauna.

Su pasión por la naturaleza le viene desde que era un niño, con ocho años ya atrapaba serpientes y toda clase de reptiles para observarlos y reproducirlos en cautividad. Así es como empezó a entender y conocer la belleza de los microsistemas que creaba para ellos. Años más tarde, siguiendo su instinto, se licenció en biología y viajó a selvas de México, Brasil, Madagascar, Norte de Argentina, Islas Reunión, África o Sumatra entre otras.

Tras muchos años de estudio e investigación, Solano trata de poner su granito de arena para llevar a la población que vive en las ciudades alejada del mundo natural, las frondosas selvas verticales. Su sueño es cambiar el ambiente de polución y estrés, por paredes verdes basadas en las leyes de la naturaleza y la ecología.

 

 

 

 

Suscrbete