La campaña de ajo comienza en quince días y se sigue necesitando mano de obra

La Asociación Nacional de Productores y Comercializadores de Ajo de España, asociación que representa el 78% de la producción comercializada en nuestro país, integrada en Fepex, ha reiterado su gran preocupación por la falta de mano de obra (consecuencia de las restricciones de movilidad por el COVID-19) ya que la recolección comienza en 15 días y sigue sin resolverse este problema, considerándose insuficientes las medidas aprobadas el 7 de abril.

El comienzo de la campaña de recolección de ajo en la comunidad autónoma de Andalucía comenzará a primeros de mayo y urge tomar las decisiones oportunas para que la alta demanda de mano de obra, que se cuantifica en unos 4.500 trabajadores en esta primera fase, pueda ser cubierta en su totalidad y se desarrolle con normalidad, con el fin de que el ajo nuevo alcance los lineales de los supermercados españoles y europeos.

El Real Decreto de Medidas Urgentes en materia de empleo agrario del 7 de abril, no responde a las necesidades de este sector. Los criterios de proximidad establecidos en su artículo 2.2, son imposibles de llevar a cabo en el sector del ajo con empresas que cada una, cuentan con numerosos centros de trabajo (campos de recolección), repartidos por toda la geografía española, en medios rurales y cuya población, parada o no, es escasa, por lo que no podrán cubrir las necesidades de mano de obra de la recolección. Una sola hectárea de ajo necesita unos 50 jornales para su recolección y la explotación media cuenta con unas 24 hectáreas de superficie. 

La falta de tiempo en planificar la formación, el conocimiento y la aplicación de las medidas de protección laboral a nuevos trabajadores procedentes de otros sectores y que, en su inmensa mayoría, no cuentan con experiencia en el sector y en los procedimientos a seguir en la recolección, es otro aspecto que considerar.

Por ello desde la Asociación Nacional de Productores y Comercializadores de Ajo y de Fepex  se vuelve a instar al gobierno para que, tal y como ya han hecho otros países europeos como Alemania y Francia, adopte la directriz europea de libre movilidad de los trabajadores agrarios, considerados críticos, es decir de especial importancia en esta crisis sanitaria para garantizar el abastecimiento de la población, y facilite el desplazamiento de éstos, articulando con urgencia los requisitos a cumplir para garantizar su puesta disposición para esta campaña de recolección que está a punto de comenzar.

En la misma situación se encuentran otras producciones como la fruta de hueso, cuya recolección ya se ha iniciado en las regiones más tempranas como Andalucía.  El Comité de Fruta de Hueso de Fepex, que agrupa a los productores de todas las comunidades autónomas, ha estimado que en este mes de abril se requieren más de 16.000 trabajadores adicionales a los ya existentes, en torno a 18.000 en el mes de mayo, 28.000 en el mes de junio, 21.000 en julio, 28.000 en agosto y 15.000 en el mes de septiembre. Fuente: Fepex

Suscrbete