Informe sobre el mercado global de maquinaria

Con una caída del 23,1% en los primeros tres meses del año, el sector de la jardinería sufre la emergencia sanitaria. La cifra de marzo, caracterizada por la fuerte reducción de las actividades, afectó el balance del trimestre y vio caer casi todos los segmentos de productos. Los modelos que funcionan con baterías siguen creciendo, en promedio durante el trimestre. Según Comagarden y el grupo de encuesta Morgan, se espera un descenso del 9% a finales de año.

En el primer trimestre de 2020, el mercado de máquinas y equipos de jardinería se vio afectado por el «efecto Covid 19» con una disminución del 23,1% en comparación con el mismo período del año pasado. Esto es lo que surge de los datos procesados ​​por la asociación italiana de fabricantes Comagarden y el grupo de encuestas estadísticas Morgan. Las consecuencias de la pandemia se hicieron sentir especialmente con el bloqueo en marzo, que resultó en una fuerte desaceleración para casi todos los tipos de máquinas. Las desbrozadoras y las cortadoras cerraron el trimestre con una disminución de 34.4% y 25.1% respectivamente, mientras que para los tractores la contracción en las ventas fue de 19%. También hubo grandes pérdidas en el sector de la cortadora de césped (-32,6%), aunque los modelos alimentados por batería fueron esencialmente estables, con pérdidas limitadas (-1,7%). El creciente atractivo de las máquinas eléctricas también caracterizó el rendimiento de los sopladores y motosierras que funcionan con baterías. En el caso de los sopladores, los datos que se refieren al sector en general vieron una reducción significativa en las ventas (-28.1%), mientras que los modelos a batería, impulsados ​​por los excelentes resultados en los primeros dos meses del año, mejoraron rendimiento en comparación con 2019 (+ 23.3%).

Esta tendencia es aún más evidente en el caso de las motosierras: mientras que la cifra general de ventas muestra una ligera disminución en comparación con el año pasado (-4.9%), la que se refiere solo a los modelos que funcionan con baterías logra una hazaña real, con un aumento del 136%. Los quitanieves ofrecen un escenario completamente diferente, cerrando el primer trimestre de 2020 con una caída muy fuerte (-86%). No fue la pandemia de Covid 19 lo que pesó en esta categoría de productos, sino la tendencia anómala de la temporada de invierno, la segunda más leve de la historia de 2007-2008, según el Instituto de Ciencias Atmosféricas y Clima (ISAC-CNR). En un escenario caracterizado por una contracción generalizada en las ventas, el sector del robot cortacésped va en contra de la tendencia. Está marcado por un aumento significativo en las ventas (+ 9.1%), de acuerdo con una tendencia de expansión que ha estado en marcha de manera constante desde 2014. Los resultados son positivos también para podadoras (+ 11%) y pulverizadores (+ 28.9%).

Según las previsiones de Comagarden y el grupo de encuesta Morgan, los próximos meses, una vez que termine la fase estrictamente de emergencia, se caracterizarán por una recuperación en el mercado. Veremos una reducción en el déficit, pero las pérdidas seguirán siendo sustanciales (-9%), debido a la imposibilidad de recuperar la cuota de mercado que estaba estrechamente vinculada al mantenimiento de la primavera, suspendida en gran medida precisamente por la emergencia sanitaria. Fuente: FederUnacoma.

Suscrbete