Inalámbrica y fácil de utilizar

La bajada de las temperaturas y los copos de nieve inundan ya la Península Ibérica. El invierno y los cambios meteorológicos empiezan a dejar a su paso el blanco como síntoma de que las primeras nevadas han llegado. Por ello, Stiga, con más de 80 años de experiencia en el diseño, fabricación y distribución de herramientas de jardinería, ha incorporado a su catálogo dos nuevas quitanieves impulsadas con las baterías ePower basadas en la tecnología propia para que recoger la nieve caída sea más seguro, sencillo y sostenible: el modelo ST 300e de la gama Essential y la ST 700e de la gama Experience.

La pala quitanieves ST 300e ofrece óptimos resultados incluso en condiciones de trabajo extrema de -20º mientras que la quitanieves ST 700e tiene un diseño compacto para quitar la nieve más rápidamente

La pala quitanieves ST 300e es capaz de hacer frente a la nieve recién caída incluso en las condiciones climatológicas más extremas. Capaz de seguir funcionando incluso a -20º, puede retirar las nevadas de hasta 15 cm de profundidad para despejar con facilidad caminos, patios o escalones.

Las baterías ePower desarrolladas por STIGA son compatibles para cualquiera de las herramientas de las series 500 y 700 gracias a su microchip inteligente que detecta y adecúa la potencia a la máquina

Compacta y ligera, la pala quitanieves ST 300e es inalámbrica y muy sencilla de utilizar pues solo se necesita colocar una mano sobre el mango de agarre suave, y presionar el botón de encendido/ apagado. Su eje telescópico permite adaptar la altura de la pala quitanieves a la altura del usuario, mientras que con su sinfín ajustable se puede cambiar la dirección de expulsión de la nieve, evitando ensuciar zonas ya limpias.