BYG

Finanzauto

“Las empresas necesitan que las ayudas lleguen y se puedan gestionar para la recuperación, y los fondos europeos son una bocanada de aire fresco”

El Foro Potencia ha vuelto a celebrar otra sesión, esta vez en torno a un tema de gran interés para el sector, las iniciativas propuestas por la CEOE para la recuperación y transformación de la economía española, en aras de contribuir a una maximización e inversión eficiente de los fondos asociados al Plan Europeo de Recuperación (Next Generation EU).
Estas propuestas ponen el foco en los grandes proyectos que España necesita para recuperar y transformar su economía, acelerando y consolidando la doble transición ecológica y digital, así como la reindustrialización. Con el objetivo de mostrar los puntos clave que pueden afectar al sector y, por ende, a nuestra economía, José Alberto González-Ruiz, secretario general de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales, CEOE, quien ha aportado profusas reflexiones sobre los fondos europeos y el impacto que en los próximos años estos van a tener en la economía española.

Tal y como ha explicado el secretario de la organización, “en la configuración de las propuestas se ha considerado prioritario dar respuesta a dos aspectos fundamentales: por un lado, agilizar la recuperación y la transformación, a través de las capacidades de las grandes empresas españolas y, por otro lado, la tracción y el arrastre de los fondos hacia las pymes y autónomos”.

El foro se ha iniciado con la introducción de Ricardo Cortés, moderador habitual y director de este espacio, quien destacado que los seguidores del Foro Potencia “han podido escuchar en boca de los diferentes ponentes numerosas referencias positivas acerca de los fondos europeos Next Generation, pero estas no están exentas de cierto temor, debido a la falta de transparencia por parte de las entidades públicas, así como de una desconfianza sobre el alcance de aplicación de los fondos que lleguen finalmente al tejido empresarial y a la sociedad en general”.

José Alberto González-Ruiz ha comenzado su exposición refiriéndose al reciente nacimiento de la nueva patronal, Conpymes, destinada a defender los intereses de las pymes y autónomos y pese a la insistencia de esta entidad en que "no nacen en contra de nadie", su creación se ha visto envuelta por un revuelo mediático. Sobre este asunto, ha destacado que “tanto CEOE como Cepyme cuentan con una gran representatividad en el conjunto del sector, que nadie pone en duda, y que ha sido constatada por su papel en el diálogo social. Aplaudimos la creación de cualquier asociación empresarial cuando sus objetivos coinciden con los nuestros en su meta de defensa de los intereses de los empresarios. Pero cuando se crean organizaciones mencionando que su meta es —según manifiestan— competir y representar algo de lo que se carece, como es la representatividad, o cuando aseguran representar a más de dos millones de empresas en España, no pongo esa información en tela de juicio, pero sí creo que resta credibilidad en ese camino que quieren iniciar. La representación hay que ganársela”.

"Es prioritario agilizar la recuperación y la transformación, a través de las capacidades de las grandes empresas españolas y, por otro lado, la tracción y el arrastre de los fondos hacia las pymes y autónomos”

 “Estamos en una situación delicada, venimos de una crisis sanitaria que desembocó el pasado año en una crisis económica. Aunque vemos luz detrás del túnel, esa crisis ha incidido tanto a nivel nacional como internacional en muchos sectores que han sufrido las restricciones”, ha afirmado González-Ruiz. En este sentido, ha continuado dando unas pinceladas del futuro al que se enfrenta el país: “De cara al futuro, tenemos un camino de recuperación lento y progresivo. Las empresas necesitan que las ayudas que anunció el Gobierno lleguen y se puedan gestionar para la recuperación, y los fondos europeos son una bocanada de aire fresco”.

En cuanto a los datos de empleo en la construcción, José Alberto González-Ruiz ha dicho que, por lo general, son positivos: “Los trabajadores que estaban adscritos en los Ertes ya representan una parte muy pequeña, la creación de pymes se encuentra a niveles incluso superiores a los previos a la pandemia y el consumo de cemento avanza de forma positiva. Como factores negativos, cabe destacar el proceso de licitaciones, que aún está muy contenido, y el valor añadido bruto del sector, que en el primer trimestre fue negativo, pero que cuando el INE revise sus previsiones posiblemente pase a ser positivo”.

Asimismo, el secretario general de la CEOE ha resaltado la importancia que van a tener dichas ayudas en el sector: “El sector de la construcción, dentro del plan de recuperación, por su efecto arrastre en la economía, creemos que va a ser uno de los más beneficiados y, aunque hay una cierta incertidumbre, tenemos que tener esperanza”.

Arrancando hacia la recuperación

González-Ruiz se ha mostrado positivo y ha dicho tener esperanza en el plan de recuperación aprobado por Europa. Además, ha resaltado que se trata de un hecho relevante en cuanto a la inversión realizada por la UE: “Nunca la UE ha invertido tanto dinero para ayudar a los distintos países en su recuperación. En los últimos meses hemos asistido a una serie de decisiones a nivel europeo en lo que se refiere a la aprobación de ese plan de recuperación europeo y la captación de esos fondos de 800.000 millones de euros, de los que a España le corresponderán 150.000 millones en los últimos años, divididos en 74.000 millones de ayudas a fondo perdido en un primer tramo —años 2021-2022— y a partir de ahí en préstamos”.

“El sector de la construcción, dentro del plan de recuperación, por su efecto arrastre en la economía, creemos que va a ser uno de los más beneficiados y, aunque hay una cierta incertidumbre, tenemos que tener esperanza”

En lo que a España respecta, González-Ruiz ha explicado la posición de España con respecto a estas iniciativas: “España ya ha presentado a la CE sus planes de recuperación a finales de abril. La Comisión tendrá dos meses para analizar e intercambiar opiniones, y negociar cómo quedará ese plan. En este sentido, todo indica que será aprobado por parte del Consejo Europeo en el mes de julio. A partir de ese momento, se empezarán a repartir los fondos a los distintos Estados miembros, pero en el caso de España, el Gobierno negoció el contar con unos anticipos de unos 27.000 millones de euros. Ya estamos en esa dinámica y su impacto se dejará ver a lo largo del 2022 y los años siguientes”.

“Tenemos un plazo de tiempo y tenemos que establecer todos los requisitos y canales para que ese dinero se plasme en dos grandes bloques, que son los proyectos de inversión y las reformas a las que se ven obligados los países receptores de esos fondos a llegar a cabo. Según se vayan materializando estas reformas, se irán liberalizando los fondos”, ha insistido González-Ruiz.

La recuperación y la colaboración público-privada

El secretario general de la CEOE ha señalado que tiene que haber una participación del sector público que señalaba que a día de hoy ya la está habiendo, además, para el inicio de estos proyectos. Un claro ejemplo de colaboración público-privada de éxito es para González-Ruiz el caso del abaste logística: “En nuestro catálogo de 21 iniciativas incluimos proyectos de inversión para ir fomentando la participación por parte de empresas españolas y hay diferentes manifestaciones a nivel europeo que pueden dar entrada a ciertos grupos empresariales españoles para liderar en temas relacionados, sobre todo, con baterías, hidrógeno verde o microelectrónica. Para que estos proyectos se materialicen, se requiere un desarrollo y fortalecimiento de los instrumentos de colaboración público-privada”.

Las iniciativas que desde la CEOE han propuesto han sido el resultado de una “reflexión interna”, según ha explicado González-Ruiz: “Esto ha dado como resultado cuatro vectores o líneas maestras: 1) la digitalización —propuestas relacionadas con el turismo, la digitalización de las PYMES, el sector agroalimentario, la salud y la investigación clínica, los medios de comunicación y los medios de pago—  2) la transición ecológica — iniciativas relacionadas con el agua, las redes y las energías renovables, la movilidad sostenible, la descarbonización de la industria, el hidrógeno, las infraestructuras y la logística, la economía circular, la reforma y rehabilitación integral de edificios, la regeneración urbana., etc.— 3) la cohesión social y territorial —se abordan propuestas en materia de industrias culturales y creativas. 4) compromiso empresarial con la igualdad”.

Cada una de las iniciativas estratégicas incluye distintas líneas de inversión —en total, 114—, que, a su vez, se implementan a través de más de 400 proyectos específicos, cuya ejecución se pretende llevar a cabo por medio de los mecanismos que mejor encajen para cada uno de ellos: la colaboración público-privada, los Pertes, los consorcios, las licitaciones de contratos públicos o las convocatorias de subvenciones. “Consideramos que estos son un buen pistoletazo de salida u hoja de ruta”, ha resaltado González-Ruiz.

“Las pymes necesitan de unas herramientas para completar su proceso de digitalización, que consideramos muy necesario y debe hacerse de forma ordenada”

Como ejemplo de ello, el secretario general de la CEOE ha destacado la reciente presentación en Córdoba de la base logística del Ejército de Tierra, un proyecto claro de colaboración público-privada: “La presentación en Córdoba de la base logística del Ejército de Tierra es un proyecto en el que nosotros ya incluimos en nuestras 21 iniciativas. Se trata un centro logístico con los más altos estándares tecnológicos, de gran interés europeo por su base vanguardista e innovadora al incorporar sistemas basados en la robótica, inteligencia artificial, impresión en 3D, realidad virtual y aumentada, etc. Este proyecto público-privado, que contará con la colaboración de la Universidad de Córdoba, es pionero en el mundo”.

“Dentro del documento sobre las 21 iniciativas, se incluyen algunas concretas para la construcción, entre otras, la transformación del ciclo integral del agua, la movilidad sostenible, la economía azul transformadora y sostenible, la reforma y rehabilitación integral de edificios o la regeneración urbana, además de otras en la que, de forma tangencial, en la construcción tienen cabida”. Estas líneas de actuación han sido reflejadas, según explicaba González-Ruiz, por el Gobierno en el Plan España Puede, y por ello “el sector de la construcción será uno de los grandes beneficiarios”.

En cuanto a la acción llevada a cabo por el Gobierno de España, José González-Ruiz ha explicado las iniciativas en las que están inmersos: “El Gobierno está destinando cerca 6.820 millones para proyectos relacionados con la rehabilitación energética y de vivienda, 3.400 millones de euros van a ser para la rehabilitación de los entornos residenciales, 1.000 millones a viviendas de alquiler social en edificios energéticamente eficientes, cerca de 1.000 millones para restauración de edificios públicos, otros 1.000 millones para la mejora de inmuebles que se encuentren en zonas despobladas, etc. En aspectos concretos como estos, nosotros también venimos incidiendo”.

“Se ha publicado una Guía práctica para la gestión de ayudas a la rehabilitación energética de edificios integrando tecnologías de eficiencia y uso de renovables en edificios. Se trata de una publicación estratégica fruto de la colaboración entre el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) y el Consejo Superior de Arquitectos de España (CSCAE), para optimizar la gestión técnico-administrativa en la tramitación de ayudas del Programa de Rehabilitación Energética de Edificios (PREE), que coordina el propio IDEA”.

La digitalización, una “asignatura pendiente”

El ponente de esta sesión del Foro Potencia ha destacado los retos y las cuentas pendientes del sector en lo que respecta a España. En esta línea ha señalado que la digitalización es uno de los grandes retos a los que debemos enfrentarnos: “Lo recogemos en una de nuestras iniciativas. Las pymes necesitan de unas herramientas para completar su proceso de digitalización, que consideramos muy necesario y debe hacerse de forma ordenada. Nosotros vamos a ayudar al Gobierno en todo lo que sea facilitar a esas pymes el acceso a la formación y a esas herramientas de digitalización”.

“El Gobierno ha consultado a las grandes patronales, organizaciones y agentes sociales y esta canalización de los fondos va a llegar a las pymes a través de una cofinanciación que podrá ir desde el 25-30% del coste del proyecto hasta el 80-90%, teniendo en cuenta el tamaño de la empresa, el sector y la ubicación geográfica”, ha señalado González-Ruiz.

Además, ha explicado que el Gobierno, por medio de diferentes ministerios, se han desarrollado lo que han llamado “manifestaciones de interés”, en donde multitud de empresas de todos los tamaños han podido presentar proyectos de inversión para que las conferencias sectoriales puedan ir plasmándolo en los vehículos de concurrencia competitiva. Así, desde la visión de la CEOE, “consideramos que es necesario un proceso de información al conjunto del tejido productivo y, por ello, pusimos en marcha la Plataforma Ceoexeuropa”, una iniciativa que busca ofrecer información completa y actualizada sobre los fondos europeos y su aplicación en España, y así “aglutinar y dinamizar las potenciales demandas empresariales”. En esta plataforma, explicaba el secretario general de la CEOE, “las empresas podrán informarse en detalle sobre los distintos instrumentos que integran el Plan Europeo de Recuperación, la explicación de las prioridades de la Unión Europea y los pilares clave definidos por España”.

Los Fondos Europeos tienen una gran cantidad de beneficios que van a ir dando sus frutos en los próximos años. Así lo ha afirmado González-Ruiz destacando las consecuencias que se desprenden de los mismos: “El reparto de fondos puede llevar a una mayor transparencia al sistema y nosotros hemos insistido mucho en ello. La UE va a jugar un gran papel para que no asistamos a procesos que no obedezcan a criterios de libre concurrencia. La morosidad es uno de los problemas que venimos arrastrando y que afecta mucho a las pymes y, por lo tanto, tenemos la que reducir”.

Acerca de Marisa Sardina

Te puede interesar

Varios mineros atrapados por hundimiento de una mina en el norte de México

Ciudad de México, 4 jun (EFE).- Varios mineros quedaron este viernes atrapados en el interior de una mina que se hundió en el norteño estado mexicano de Coahuila y por el momento se desconoce el número exacto de afectados, informaron las autoridades, aunque algunos medios locales hablan de siete personas.

Publicidad

Cemento-Broke
BYG
La-Parrilla

Dominio de Tares

Actualidad del sector energético

Actualidad del sector del reciclaje y la clasificación

Actualidad del sector del alquiler de equipamientos